Alquilar un coche en Palma de Mallorca

Pablo 19 Diciembre 2014 0

palma de mallorca

Si uno viaja a Palma de Mallorca de vacaciones no llevará su coche ya que al tratarse de una isla se suele ir en avión. Incluso aunque se opte ir en barco y se puede embarcar el coche, no se utiliza mucho este servicio.

Así, normalmente, el viajero llega a Palma de Mallorca sin vehículo. Entonces, el alquiler de coches será necesario si quiere recorrer la isla por cuenta propia.

Se puede visitar Pepecar.com para alquilar coche o furgoneta al mejor precio en Palma de Mallorca.  Alquilar un coche en esta web llevará menos de 3 minutos. Se elige el lugar donde se va recoger y dejar el coche, se indican las fechas en las que se va a utilizar y se selecciona alguno de los modelos de coches de alquiler que existen.

La ventaja que presenta un comparador de rent a car es que puedes elegir entre varios proveedores y así no tienes que ir de página en página (AVIS, Hertz, GoldCar, Europcar, etc.)

En primer lugar, para lograr una buena oferta se recomienda organizar el alquiler del vehículo  con al menos  dos semanas de antelación. Este hecho aumenta en períodos de más movimiento de viajeros como puede ser el verano, la Navidad o la Semana Santa. Sino habrá que alquilar el coche una vez se llega al aeropuerto o el puerto de Palma de Mallorca.

La peor solución pasa por esperar a alquilar el coche una vez uno se encuentre en el hotel; las plazas de las que disponen los establecimientos hoteleros están  limitadas normalmente. Encima, no habrá ofertas disponibles y se habrá pagado el traslado hasta el hotel desde el puerto o el aeropuerto.

Por lo tanto, se recomienda alquilar un coche para moverse en Palma de Mallorca con tiempo, sobre todo, si uno viaja en época de mucho movimiento. Dejarlo para el último momento puede traer complicaciones. A esto se le suma las ventajas que supone contar con un coche de alquiler para moverse por la zona, especialmente en un lugar que lo necesita mucho más como Palma de Mallorca, y es que además de comodidad y mayor tiempo para disfrutar de Mallorca es posible conocer muchos más rincones (incluso los menos conocidos) sin tener que preocuparse casi por nada.