Las dos vertientes de los recortes en salud pública

Pablo 6 junio 2013 0

Los recortes en la salud pública pueden tener dos vertientes esenciales, aunque muchas más perspectivas y opiniones, que cabe la pena mencionar:

  • Por un lado, al recortar en la salud pública, siempre en lo necesario, se puede conseguir (en un mundo ideal, claro está) una mejor asignación de los recursos. Si se ha elegido muy bien en recortar, tampoco es plan que se recorte en bombonas de oxigeno medicinal si se necesitan, se conseguirá que el dinero no gastado se pueda utilizar en la propia sanidad o en otras cosas necesarias.
  • Por otro lado, si no se hace una buena selección de los recortes se conseguirá que muchas personas no sean atendidas como debería. Está claro que a menos recursos asignados el servicio no puede ser el mismo, ya se han dado caso de personas que necesitando una prueba las han mandado a casa sin más. Pueden morir personas, aunque no sea el objetivo de los médicos ni de las personas, se puede dar casos por perdido cuando son personas que tienen un mínimo de probabilidades de estar bien. Pueden pasar muchas cosas. Y por supuesto, también se recurrirá en muchos casos a la sanidad privada, porque hay muchas personas que, funcione bien o mal, no confían en las consecuencias de estos recortes.



Suceda lo que suceda, lo cierto es que los recortes han calado muy hondo en la sociedad española, y muchos están temiendo el momento de un nuevo recorte, otros lo estarán deseando, y otros pensarán si alguna vez se volverá a lo que era hace unos años.